20 jugos naturales para bajar el colesterol

20 jugos naturales para bajar el colesterol

Cada día, aumenta el número de personas que tienen el colesterol y los triglicéridos altos, incluyendo niños. Probablemente, la vida agitada, la mala alimentación, el sedentarismo o ciertas enfermedades sean los motivos de este fenómeno que va en aumento. Lo cierto es que este desorden orgánico no muestras síntomas evidentes, por lo cual debemos someternos a exámenes médicos periódicos para reconocerlo y mantenernos atentos. Sin embargo, resulta innegable que una buena alimentación, mucha actividad física y buenos hábitos de vida, pueden prevenir la subida de los niveles del colesterol y los triglicéridos.

Por esta razón, RecetaGratis te trae un top saludable de más de 20 jugos naturales para bajar el colesterol y los triglicéridos. ¡Te encantarán!

Qué es el colesterol alto

El colesterol engloba un grupo de grasas llamadas lipoproteínas, producidas por el hígado. Estas sustancias forman parte del metabolismo corporal, por lo cual resultan imprescindibles para la vida. Las lipoproteínas cumplen funciones orgánicas muy importantes, sin embargo, el exceso de alguna de ellas puede causar un efecto contrario y producir serios daños al cuerpo.

Para describir visualmente el colesterol, se podría decir que se asemeja a una sustancia cerosa, muy parecida a la grasa. Esta “grasa” se encuentra en las membranas celulares del cuerpo humano (el sistema nervioso, hígado, corazón y otras), especialmente en la pared celular. Esta sustancia también favorece la producción de diversas hormonas (por ejemplo, las hormonas sexuales), ácidos biliares, vitamina D y otras sustancias.

¿Dónde se produce el colesterol en nuestro organismo? Una cantidad significativa se produce en el hígado, el resto proviene de la dieta diaria y del colesterol presente en la bilis (el cual lo absorbe el intestino).

Pero si el colesterol es indispensable para el organismo, ¿por qué debemos regular su ingesta en nuestra dieta? Porque el hígado produce suficiente para realizar las funciones esenciales del organismo, de manera que el aporte de colesterol en la dieta diaria debe ser mínimo. Así que debes prestar especial atención al consumo de alimentos como yemas de huevo, carne y queso.

Para analizar los niveles de colesterol, se consideran varios aspectos como:

  • Colesterol total, que es la cantidad total del colesterol, tanto LDL como HDL.
  • Colesterol LDL, conocido como colesterol malo.
  • HDL, conocido como colesterol bueno.
  • No-HDL, es el colesterol total menos el bueno.
  • Triglicéridos

A continuación, no centremos en las lipoproteínas de baja densidad y lipoproteínas de alta densidad:

  • LDL (LBD por sus siglas en inglés) o lipoproteínas de baja densidad: estas lipoproteínas de baja densidad o colesterol "malo" provocan una placa que se acumula en las arterias.
  • HDL (LAD por sus siglas en inglés) o lipoproteínas de alta densidad: las lipoproteínas de alta densidad o colesterol "bueno" ayudan a eliminar el colesterol dañino del cuerpo. En general, cuanto más alto sea el LAD, mejor para el organismo. Este tipo de colesterol aumenta con una dieta rica en fibra, baja en grasa y con un entrenamiento físico diario o, al menos, muy habitual.

Para mantenerte saludable, lo ideal sería que el nivel de colesterol HDL sea alto (el llamado colesterol bueno) y el LDL (conocido como colesterol malo) sea bajo. Un diagnóstico de colesterol alto o hipercolesterolemia, mostrará niveles de colesterol que superan los 200 mg/dl, niveles de LDL superiores a 130 mg/dl o niveles de HDL inferiores a 35 mg/dl (en hombres) y 40 mg/dl (en mujeres).

Qué son los triglicéridos

Los triglicéridos son un tipo grasas (lípidos) que se localiza en la sangre. Cuando consumes cualquier alimento, el organismo almacena las calorías que no necesitas gastar de inmediato, transformándola en triglicéridos. Esta sustancia se guarda en las células grasas del cuerpo para aportar energía entre comidas. Si tu dieta diaria te aporta muchas calorías (especialmente alimentos altos en carbohidratos) y gastas poca energía, quizá tus triglicéridos sean elevados (hipertrigliceridemia). ¿Qué sucede si tienes los triglicéridos altos? Se eleva el riesgo de enfermedades del corazón.

Diferencias entre colesterol y triglicéridos

Ante todo es importante recordar que tanto el colesterol como los triglicéridos son fundamentales, pues ambas grasas realizan funciones vitales para el organismo. Sin embargo, en exceso, ambas sustancias pueden producir problemas graves relacionados con nuestra salud cardiovascular (como accidentes cerebrovasculares y dolencias del corazón).

Ahora bien, ¿cuántas veces te has preguntado cuál es la diferencia entre el colesterol y los triglicéridos? El colesterol participa en la producción de hormonas y sintetiza los ácidos biliares, esenciales en la digestión. ¿Qué provoca la subida del colesterol? Diversos factores como hipercolesterolemia familiar, el sedentarismo, una alimentación rica en grasas no saludables. Por su parte, los triglicéridos nos brindan energía. ¿Qué provoca la subida de triglicéridos? El exceso de carbohidratos simples (bebidas azucaradas, pan, galletas) en la dieta diaria, poca actividad física o algún tipo de enfermedad como la diabetes.

De esta forma, podemos ver cómo las principales diferencias residen en las funciones que cumplen y en las causas que provocan la subida de estas sustancias.

Qué causa el colesterol alto

El colesterol es un desorden orgánico muy común actualmente, por lo cual resulta importante reconocer los posibles factores que lo causan. Por esta razón, a continuación puedes observar algunos de ellos:

  • Consumir más calorías que las gastadas a diario. Especialmente las kilocalorías excesivas provenientes de azúcares (esto aplica a los triglicéridos)
  • Tener sobrepeso u obesidad.
  • Fumar cigarrillos.
  • Consumir alcohol en exceso.
  • Ingerir ciertos medicamentos.
  • Padecer ciertos trastornos genéticos, como por ejemplo la hipercolesterolemia familiar. Esta enfermedad hereditaria impide que el colesterol LDL sea degradado, por lo que sus niveles aumentan continuamente.
  • Tener enfermedades endocrinas, hepáticas o renales.
  • Padecer diabetes tipo 2, mal controlada.

Por qué es importante bajar el colesterol malo

Actualmente, resulta muy común escuchar a personas a tu alrededor que sufren de colesterol o triglicéridos altos. En parte, este desorden orgánico (porque no es una enfermedad), surge por la mala alimentación, la vida sedentaria, la mala información, entre otros motivos. Lo peligroso de esta situación es que junto al índice elevado de personas con colesterol y triglicéridos altos también aumentan los casos de enfermedades cardiovasculares, aunque también influyen en esta situación el tabaco y la diabetes mellitus.

Pero, ¿cómo se pasa de un simple desorden orgánico como el colesterol elevado a una enfermedad cardiovascular? Cuando tienes mucho colesterol en la sangre, puede mezclarse con otras sustancias en el torrente sanguíneo y formar una placa. Este elemento puede adherirse a las paredes internas de los vasos sanguíneos y, tras su acumulación, causar el estrechamiento o endurecimiento de las arterias (arterioesclerosis). Las placas pueden acumularse en cualquier parte del cuerpo, provocando problemas en el cerebro, extremidades o el corazón. Si tienes grandes depósitos de placa en las arterias, un trozo de placa puede romperse y formar un coágulo de sangre. Si el coágulo es grande, puede bloquear un poco o completamente el flujo de sangre de cualquier arteria de tu cuerpo, causando un problema cardiovascular e incluso un hecho fatal.

Remedios caseros para el colestarol

Cuando los valores de los triglicéridos y el colesterol se alteran, es un llamado de atención importante. Si queremos recuperar el equilibrio corporal y evitar las enfermedades cardiovasculares, resulta indispensable seguir ciertas recomendaciones e incorporarlas a nuestra vida diaria. De esta forma, el principal remedio casero para bajar el colesterol es seguir una dieta adecuada y, en general, tener buenos hábitos de vida. Así, para bajar el colesterol malo y los triglicéridos, sigue estos consejos:

  • Consume mucha fibra.
  • Reemplaza las grasas no saludables por grasas saludables.
  • Aumenta la ingesta de frutos secos. Estos alimentos favorecen la reducción del colesterol LDL (colesterol “malo”) sin afectar al HDL (colesterol “bueno”).
  • Prefiere el aceite de oliva antes que otro tipo de aceite.
  • Consume alimentos fortificados. Los compuestos derivados de plantas llamados esteroles inhiben la absorción del colesterol. En los supermercados existen productos fortificados con estos suplementos, puedes conseguirlos en jugos de margarina, yogur o jugo de naranja.
  • Controla el peso corporal. Mantén tu peso ideal o al menos aproxímate lo mas posible.
  • Ejercítate regularmente.
  • Evita fumar.
  • Evita el alcohol.
  • Limita el consumo de azúcar, alimentos refinados y enlatados.
  • Consulta con tu médico. Si realizas cambios en tu dieta y estilo de vida pero no notas cambios favorables en tu cuerpo, visita al doctor. Quizá necesites medicamentos especiales para nivelar el colesterol y los triglicéridos. Recuerda, antes de comenzar cualquier dieta, lo más recomendable es someterte a exámenes médicos, así chequeas tu salud y pides algunos consejos al especialista.

Como ves, no se trata de remedios complicados, sino más bien de hábitos diarios y cambios en tu rutina que te permitirán disfrutar de una mejor salud. Pero, ¿qué más alimentos podemos incluir en la dieta? ¿Qué tipo de jugos para bajar el colesterol son buenos? Veremos todo esto a continuación.

Alimentos para bajar el colesterol rápidamente

Ya sabemos que el colesterol cumple importantes funciones en nuestro organismo. Sin embargo, si nuestra sangre refleja un nivel muy alto de lipoproteínas de baja densidad (LBD) o lo conocido como “colesterol malo”, puede ocasionarnos relevantes problemas de salud. Por este motivo, resulta muy importante saber qué comer para bajar el colesterol.

Antes que nada, resulta útil poder identificar los alimentos que pueden ser benéficos para mantener el colesterol equilibrado y los triglicéridos, según ciertas características que deben poseer:

  • No poseen aceites hidrogenados o grasas trans.
  • Contienen grasa mono y poliinsaturadas. Es decir, grasas saludables, encargadas de reducir las grasas dañinas para el organismo.
  • Aportan abundante fibra natural.
  • No son alimentos procesados.
  • Las carnes son magras y provienen del ganado ecológico o fuentes salvajes.

Una vez conocidas sus características generales, resulta útil conocer los nombres de los alimentos para bajar el colesterol más recomendamos. Son los siguientes:

  • De origen vegetal: verduras (sobre todo las de hojas verdes), frutos secos, semillas de chía, semillas de lino, aceite de oliva, aguacate, legumbres, granos integrales, granos integrales libres de gluten, té verde, cúrcuma, boniato, entre otros.
  • De origen animal: salmón, pollo, pavo campero, pescado, marisco, huevos (preferiblemente la clara), entre otros.

Alimentos prohibidos para el colesterol y triglicéridos altos

Si necesitas nivelar el colesterol y los triglicérido, también resulta importante reconocer qué alimentos nos perjudican y nos impiden cumplir esta meta, así que aquí puedes revisarlos:

  • Los alimentos prohibidos para los triglicéridos altos son: productos procesados, refinados o altos en azúcares (cereales para desayuno, pasteles, pastas, bollería, galletas y barras energéticas).
  • Los alimentos prohibidos para el colesterol alto son: lácteos enteros (leche entera, mantequilla, nata y margarina), quesos (llenos de grasas saturadas como gouda, emmental, queso de cabra curado, parmesano, brie), carnes rojas (la mayoría poseen altas dosis de colesterol y grasas saturadas, excepto las magras), fiambre y embutidos (en general, poseen grandes dosis de colesterol y grasas saturadas), casquerías y vísceras, productos procesados (bollerías industriales y productos ultraprocesados), huevos (la yema) y mariscos (se pueden consumir moderadamente).

Recetas de jugos para bajar el colesterol malo

Cuando se descontrolan tus niveles de colesterol o triglicéridos, lo ideal es seguir una dieta para nivelarlos recomendada por el médico, ya que incluso es posible que necesites medicación. Aquí entran estos maravillosos jugos naturales para bajar el colesterol, puesto que resultan el complemento perfecto para la dieta. Por otra parte, si tu colesterol está correcto, puedes también incorporar estas bebidas en el día a día porque te ayudarán a mantenerte saludable y con el colesterol a raya. Además, estos jugos poseen otras propiedades que benefician a tu organismo. Sin más, he aquí nuestro top de 21 jugos naturales para bajar el colesterol. ¡Lo natural es lo mejor!

1. Batido verde para bajar el colesterol

Este zumo saludable y exquisito combina sabores dulces, amargos y astringentes. Así, se equilibra su gusto y se evita que se sienta empalagoso o amargo. Pero, más allá de darnos el placer de degustar una bebida refrescante y deliciosa, este zumo detox nos proporciona muchos beneficios para la salud en general pero, en especial, para la cardiovascular. Así que abrimos nuestro top con el zumo detox de piña, pepino y apio, uno de los mejores remedios caseros para bajar el colesterol rápido.

La piña o ananá es una fruta tropical llena de cualidades curativas, entre las que podemos mencionar: es desintoxicante, diurética, digestiva, antiinflamatoria, combate la anemia, cura infecciones, adelgaza y controla el colesterol. De todos estos beneficios, vamos a ver por qué la piña es buena para combatir el colesterol malo:

  • Esta fruta es abundante en fibra, en consecuencia mejora el tránsito intestinal, favoreciendo la eliminación de toxinas del cuerpo. Además, la pectina (fibra de la piña), se une a los ácidos biliares para disminuir el colesterol, en consecuencia también la absorción de la grasa. Por otra parte, también contribuye a capturar el exceso de colesterol LDL o malo para su posterior eliminación. Esto favorece el control de la hipertensión.
  • Combate los radicales libres, sustancias tóxicas que nos predisponen al aumento de colesterol y al nacimiento de placa. Esto es debido a su gran cantidad de antioxidantes (por ejemplo la vitamina C), los cuales impiden la oxidación de las grasas, es decir, la formación de placa en las paredes arteriales. Por esta razón, previene la aparición de enfermedades cardiovasculares y mejora la circulación.
  • Regula el nivel de azúcar en la sangre debido a su gran cantidad de fibra, ya que libera el azúcar en la sangre gradualmente.
  • Favorece la reducción de peso, pues esta fruta contiene pocas calorías pero mucha fibra y agua (además de numerosos nutrientes). Gracias a la fibra, contribuye con la reducción del 7,6 % del colesterol total y 10,8 % del colesterol LDL. Además, no altera los valores del colesterol HDL. Por este motivo, el té de piña para adelgazar es tan efectivo.
  • Disminuye los triglicéridos y retrasa el vaciamiento gástrico, provocando saciedad. Este beneficio lo proporciona el zumo de piña, siempre y cuando lo consumas con su fibra.

El pepino es una hortaliza excelente para disminuir y evitar el llamado “colesterol malo” por múltiples razones:

  • Contiene poderosos antioxidantes naturales (vitaminas y minerales) que impiden que las grasas se oxiden, por lo cual se evita la síntesis del colesterol a nivel hepático y en consecuencia isquemia e infarto de miocardio.
  • Posee abundante fibra, encargada de atrapar y eliminar el exceso de ácidos grasos obtenidos por los alimentos.
  • Contiene potasio, que favorece la eliminación natural del exceso de líquidos, evitando la retención de líquidos. Gracias a esto, se reduce el riesgo a la hipertensión.

Por su parte, el apio, aparte de sus resaltantes atributos aplicables en la cocina, también aporta beneficios maravillosos para la salud cardiovascular, evitando el riesgo de sufrir hipertensión arterial, obesidad y dislipemias.

  • Contiene abundante fibra (soluble e insoluble), la cual favorece a la disminución del colesterol, de dos maneras: atrapa y absorbe las grasas circulantes; acelera su eliminación, estimulando el peristaltismo intestinal.
  • Posee una sustancia conocida como apiol, encargada de producir una reacción vasodilatadora, favoreciendo la mejora de la circulación sanguínea.
  • Contiene poderosos antioxidantes que favorecen al metabolismo lipídico, disminuyendo la síntesis del colesterol LDL y aumentando la concentración de colesterol HDL.
  • Es rico en terpenos y aminoácidos como la asparagina, que elevan la diuresis, bajando de esta manera la tensión arterial.
  • Aporta calorías negativas, es decir el cuerpo gasta más calorías metabolizando el alimento que las calorías que aporta el alimento en sí.

Ingredientes:

  • 1 rodaja de piña
  • 3 ramas de apio
  • ½ pepino
  • ½ vaso de agua

Preparación:

  1. Lava muy bien tanto las hortalizas como la fruta antes de pelarlas y cortarlas.
  2. Corta el apio y la piña en trozos y el pepino en rodajas.
  3. Agrega todos los ingredientes en la licuadora y…, ¡a mezclar!

Nada mejor que revisar el paso a paso de tu receta preferida, así que te invito a que lo hagas aquí: "Receta de zumo detox de piña, pepino y apio".

Consejo: Si consumes el jugo de piña sin su fibra, ocasionas un efecto invertido, pues aumentas el colesterol negativo.

2. Jugo de piña y limón para el colesterol

El limón es otra alternativa para bajar el colesterol de forma natural. Esta fruta alcalina contribuye en la depuración del organismo y, en consecuencia, en el mejor funcionamiento del hígado gracias a sus propiedades hipolipemiantes. Debido a ello, no solo reduce la síntesis del colesterol y los triglicéridos en el organismo, sino que aumenta su combustión y eliminación. Recuerda, si quieres aprovechar al máximo las cualidades del limón, se recomienda realizar algún tipo de entrenamiento o actividad física que requiera esfuerzo (caminatas largas, correr, etc.), pues así aumenta el metabolismo graso y se reducen las altas concentraciones de colesterol y triglicéridos en la sangre.

Ingredientes:

  • 1 cucharada sopera de vinagre
  • 1 vaso de agua
  • 2 rodajas de piña (sin cáscara)
  • ½ limón (zumo)

Preparación:

Para realizar este saludable jugo solo necesitas licuar todos los ingredientes y servir. Si te encantan las imágenes y prefieres aprender mirando, sigue el siguiente paso a paso de la receta de jugo de piña y limón.

3. Licuado de manzana para el colesterol y triglicéridos

Si te preguntabas qué es bueno para bajar el colesterol, tenemos una buena propuesta: jugo de manzana. Sí, este zumo posee un sabor delicioso pero, más allá de esto, resulta sanísimo en muchos sentidos, incluyendo su capacidad de reducir el colesterol malo. Por esta razón, resulta interesante conocer sus bondades.

La manzana posee una fibra llamada pectina, una fibra soluble que absorbe las sales biliares, que favorece la reducción del colesterol y también contribuye en el control de la diabetes, pues regula el azúcar. Además:

  • Contiene cisteína, un aminoácido esencial que elimina las toxinas del hígado. También contiene glicina, arginina, histidina y lisina.
  • Posee flavonoides (contenidos en la mayoría de hortalizas), los cuales frenan la oxidación del colesterol LDL. Estas sustancias también inhiben la agregación plaquetaria, así reduce el riesgo de infarto de miocardio.

Ingredientes:

  • 3 manzanas rojas
  • 1 limón (el zumo)
  • Edulcorante, miel de piloncillo o miel de agave
  • 200 mililitros de agua

Preparación:

Para hacer este saludable jugo solo necesitas licuar todos los ingredientes y servir bien frío. El único detalle que debes tomar en cuenta antes de comenzar a licuar es agregar el agua lentamente, hasta conseguir la consistencia deseada.

Si eres muy detallista y quieres cerciorarte de todo, mejor revisa el paso a paso de esta receta de jugo de manzana.

Consejo: Si consumes 3-4 manzanas diarias, lograrás controlar el colesterol.

4. Zumo de zanahoria y manzana depurativo

Si se trata de jugos para bajar el colesterol y los triglicéridos, el zumo de zanahoria y manzana cuenta con sobradas cualidades para devolver el balance a tu organismo. Este dueto saludable duplica sus beneficios por 2, potenciando sus atributos en pro de una buena salud cardiovascular. Ahora bien, ya que conocemos las virtudes de la manzana…, ¿qué pasa con la zanahoria?

Según estudios realizados, el consumo de zanahoria influye en la reducción del colesterol y los triglicéridos, por lo cual previene la arteriosclerosis. En este sentido, resulta útil conocer sus beneficios:

  • Poderoso diurético natural que favorece las funciones de los riñones y el desecho de toxinas a través de la orina. Estos beneficios los aporta el potasio, mineral que contiene en grandes cantidades.
  • Reduce significativamente el colesterol malo y los triglicéridos gracias a las grandes cantidades de antioxidantes (hidro y lipososlubles) aportadas por la vitamina A y los betacarotenoides. Estos nutrientes favorecen el control del colesterol y los triglicéridos en la sangre, evitando las formaciones de grasa (placas) en las arterias. Adicionalmente, extienden la vida de los eritrocitos, que son células que circulan en el torrente sanguíneo.

Imagina todos los aportes de la zanahoria sumados al importante aporte de fibra soluble de la manzana (muy semejante a la avena), puestos al servicio de la reducción del colesterol y los triglicéridos.

Ingredientes:

  • 1 manzana
  • 1 rama de apio
  • 1 zanahoria
  • 1 vaso de agua

Preparación:

  1. Trocea todos los ingredientes (al apio agrégale incluso las hojas), previamente lavados y pelados.
  2. Colócalos en el vaso de la licuadora y tritúralos muy bien hasta lograr una consistencia homogénea.
  3. Agrega el agua poco a poco.

Si eres alguien más visual, seguro que preferirás mirar el paso a paso de la receta de zumo de zanahoria y manzana depurativo.

Consejo: El potasio reduce el colesterol malo y además previene enfermedades cardiovasculares.

5. Jugo de apio para bajar el colesterol

Este batido es refrescante, diurético, nutritivo y favorable en la disminución del colesterol. ¿Se puede pedir algo más? Sin duda, esta bebida tenía que pertenecer a esta lista de batidos para bajar el colesterol. Ahora bien, como de costumbre, revisemos los beneficios de sus ingredientes, que son el pepino, la manzana, la pera, el apio y el jengibre.

Por una parte, el jengibre contiene más de 21 antioxidantes que pueden ayudar a impedir la peroxidación lipídica. Por otra, evita que el hígado sintetice el colesterol malo proveniente de los alimentos; ambos procesos disminuyen los niveles del colesterol y en consecuencia impiden el surgimiento de enfermedades cardiovasculares.

La manzana verde posee polifenoles que, junto con la pectina (fibra), mejoran la digestión de los lípidos (grasas) y contribuyen al control del colesterol. Por otro lado, el consumo de dátiles mejora la calidad de las grasas (lípidos) en la sangre sin aumentar los niveles de azúcar, por lo que puedes experimentar una disminución del 15 % de los triglicéridos y del 33 % de la oxidación de las grasas en la sangre.

Dejamos la pera para el final porque ofrece tantos beneficios para reducir el colesterol malo que requiere un poco más de atención en sus ventajas, como las siguientes:

  • Provoca saciedad debido a la pectina, fibra que favorece la reducción del apetito y en consecuencia el consumo excesivo de alimentos.
  • Captura y elimina el exceso de colesterol del organismo gracias a la fibra.
  • Actúa como un vaso dilatador de las arterias, por lo cual favorece la circulación sanguínea y regula la tensión arterial
  • Posee gran cantidad de antioxidantes que reducen el colesterol malo y aumenta la concentración de colesterol HDL.

Ingredientes:

  • 1 pepino
  • 1 manzana
  • 1 pera
  • ½ rama de apio
  • 4 dátiles
  • 1 trozo de jengibre fresco
  • 1 vaso de agua

Preparación:

  1. Pela y pica en trozos el pepino, la manzana, la pera y eñ apio (con sus hojas).
  2. El jengibre, pícalo finamente.
  3. A los dátiles sácales el hueso y trocéalos.
  4. Incorpora todos los ingredientes en el vaso de la licuadora y tritura muy bien.

El paso a paso lo encontrarás aquí: "Receta de batido de pepino, apio y manzana verde".

6. Jugo de remolacha para bajar el colesterol

Cuando piensas qué comer para bajar el colesterol, entre las mejores opciones aparecen las frutas. En el caso específico de las frutas tropicales (mango, aguacate, papaya, cacao, guanábana, granada, etc.), debes saber que estas aportan poderosos antioxidantes, perfectos para esta misión. Sin duda alguna, el batido de remolacha, papaya, zanahoria y manzana, posee varios ingentes muy poderosos para reducir el colesterol malo.

La papaya posee polifenoles, carotenos, vitamina E y abundante vitamina C. Estas sustancias permiten eliminar las grasas dañinas almacenadas en el organismo (placa acumulada en las paredes de las arterias), además de capturar y reducir el colesterol malo gracias a la fibra. En ambos casos, se previene la aparición de enfermedades cardiovasculares.

La remolacha contiene poderosos nutrientes, los cuales proporcionan una interesante variedad de beneficios al organismo. Una de tantas ventajas se refiere a la salud del hígado gracias a sus propiedades reductoras del colesterol. En este sentido, nos preguntamos muchas veces, cómo la remolacha puede lograr esto, he aquí las respuestas:

  • Contiene alto contenido de fibra, pieza esencial para equilibrar el colesterol. La fibra produce saciedad, mejora la digestión, favorece el tránsito intestinal, eleva el colesterol HDL, reduce el colesterol LDL y disminuye los triglicéridos.
  • Es una fuente de niacina. Se ha comprobado que la vitamina B3 reduce los niveles de triglicéridos y de LDL y eleva el HDL. La parte de la remolacha que más contiene niacina es la hoja, superando por mucho a la propia raíz.
  • Contiene folato o ácido fólico. Esta sustancia es la vitamina B9, elemento importante en la formación de nuevas células sanguíneas, en la reducción del colesterol LDL y el aumento del HDL. Por lo tanto, reduce el colesterol y previene enfermedades cardíacas. Otras cualidades del ácido fólico son la prevención de la anemia, el cáncer, enfermedades cardíacas y enfermedades inflamatorias. El folato es una vitamina soluble en agua, por lo tanto no se almacena en el cuerpo y necesitas ingerirlo a diario. Esta sustancia se encuentra en la raíz de la remolacha pero resulta más abundante en las hojas.
  • Posee abundante manganeso. Este mineral aporta muchos beneficios para el organismo: mantenimiento de la estructura ósea, previene la anemia y…, ¡metaboliza el colesterol del cuerpo!
  • Aporta muy pocas calorías y dispone de poderosos antioxidantes. Las remolachas poseen solo 37 calorías, por cada ½ taza cocinada, además son libres de grasa…, ¡perfectas para combinar con otros alimentos poco calóricos y no sufrir de sobrepeso!

Puesto que la remolacha es uno de los ingredientes principales para tratar la anemia, no te pierdas este otro artículo con los mejores jugos para la anemia.

Ingredientes:

  • 1 remolacha
  • ½ papaya
  • 2 zanahoria
  • 1 trozo de jengibre
  • 2 manzanas
  • 1 rama de apio
  • 1 taza de agua (240 mililitros)

Preparación:

  1. Lava, pela y corta en trozos medianos la manzana, la remolacha, la papaya, la zanahoria y el jengibre.
  2. También pica el apio en trozos pequeños.
  3. Pon toda la verdura y fruta picada en la licuadora, más el agua (1 o 2 tazas), cuya cantidad dependerá de lo espeso que te guste el zumo.
  4. Si no te agrada la textura de este jugo, puedes exprimir primero el zumo de la remolacha, manzana y zanahoria, sin embargo, lo más recomendable sería conservar al menos una parte de la fibra.

Ciertamente, la forma de aprender es observando, por esta razón aquí dejamos los pasos muy bien detallados en receta de batido de remolacha, zanahoria y manzana.

7. Jugo de zanahoria para el colesterol

¡Sí, la zanahoria otra vez! Resulta innegable la importancia de esta hortaliza para mantenerse sano, ya que aporta mucha fibra y varios antioxidantes, especialmente provenientes de la vitamina A y C, elementos esenciales para el organismo en general y, particularmente, para el tema que nos atañe, el colesterol y los triglicéridos. Por este motivo, existen tantas bebidas saludables que utilizan como acompañante o base esta hortaliza. Pero, aunque la zanahoria es la protagonista de este elixir reductor del colesterol malo, también se le suman la manzana, el apio y el limón. Tres ingredientes acompañantes, tan poderosos como el primero, los cuales multiplican la fuerza sanadora de este jugo antioxidante de zanahoria, destacándose entre los remedios caseros para bajar el colesterol rápido.

Ingredientes:

  • 1 manzana
  • 2 ramas de apio
  • 1 zanahoria
  • 2 vasos de agua
  • 1 cucharaditas de jugo de limón

Preparación:

  1. Lava, pela y corta en trozos medianos la manzana y la zanahoria. Para aprovechar toda la fibra, recomendamos dejar la piel de la manzana.
  2. Trocea el apio y añádelo al vaso de la licuadora.
  3. Incorpora la zanahoria y la manzana y bate todo junto.
  4. Añade el jugo de limón y el agua y sigue batiendo. Es importante agregar el agua poco a poco para alcanzar la textura deseada.

No te pierdas el paso a paso con fotos justo aquí: "Receta de jugo antioxidante de zanahoria".

8. Agua de perejil para el colesterol

¡Agua de perejil! Sí, esta interesante bebida verde ayuda a adelgazar y también a mantener equilibrado el colesterol. ¿Ingredientes complementarios? Zanahoria y limón. Pero ya que conocemos las virtudes de estos ingredientes, ahondemos ahora en el perejil.

Esta hierba aromática versátil y deliciosa está presente en casi todo: sopas, arroces, carnes, cremas, mojitos, dips, etc. Muchos platos reciben el toque especial de su sabor e incluso se adornan con esta hierba, sin embargo, las cualidades del perejil no se quedan en la cocina, sino que trascienden a la medicina natural, dándonos otra opción para mantenernos sanos. Una de las cualidades sanadoras del perejil es regular el colesterol, esto sucede gracias a que:

  • Contiene importantes antioxidantes como los flavonoides, contenidos en las vitaminas, en este caso, principalmente C, A y K. Estas sustancias son responsables de reducir los niveles de colesterol malo y los triglicéridos, evitando el riesgo de enfermedades cardiovasculares.
  • Posee fibra, importante en la reducción del nivel del colesterol, la regulación del azúcar y depuración del organismo.

Ingredientes:

  • 1 manojo de perejil
  • 2 zanahorias
  • 1 vaso de agua
  • 3 gotas de zumo de limón

Preparación:

  1. Primero lava, pela y pica la zanahoria.
  2. Acto seguido, lava y pica el perejil.
  3. Procesa ambos vegetales como prefieras (licuadora, procesador de alimentos o batidor manual), junto al resto de los ingredientes.
  4. Sirve de inmediato para aprovechar todos sus nutrientes y beneficios en pro del bienestar cardiovascular.

¿Cuatro pasos en fotos! Nada mejor para aprender, puedes revisarlos en esta receta: "Receta de jugo diurético con perejil".

9. Jugo de berro para bajar el colesterol y los triglicéridos

¡Más verde, por favor! Sí, el berro se suma a nuestros jugos para bajar el colesterol y los triglicéridos. Este aliado verde resulta perfecto para disminuir los niveles de colesterol malo y perder peso gracias a su alto contenido en fibra y antioxidantes, ambos piezas claves para controlar este desorden orgánico. Entre los beneficios de este vegetal están la depuración del organismo, la pérdida de líquidos retenidos, la eliminación de toxinas, entre otros. Pero este licuado no solo contiene berro, sino también pepino, manzana verde y limón. ¿Se puede pedir más?

Ingredientes:

  • 1 manojo de Berros
  • 1 pieza de Pepino
  • 1 pieza de manzana verde
  • 1 pieza de Limón

Preparación:

  1. Antes que nada, lava muy bien las hojas de berro, y si no te gusta su sabor amargo, sumérgelas brevemente en agua hirviendo durante treinta segundos.
  2. Lava y rebana el pepino, incluso con la cáscara.
  3. También lava la manzana y trocéala con la piel.
  4. Después, procesa todos los ingredientes, utilizando el ayudante de cocina que prefieras (licuadora, procesador de alimentos, batidora de mano, etc.).
  5. Agrega unas gotas de zumo de limón antes de servir.

¿Quieres todos detalles del paso a paso? Pásate por la receta de licuado de berros y pepino.

Consejo: Las personas con problemas renales deben consultar primero a su médico antes de consumir berro.

10. Jugo de brócoli para el colesterol

¡Un depurador natural! Sí, el brocoli, especialmente el beneforté, posee importantes propiedades terapéuticas, además de servir para magníficos usos en la cocina. Otra verdura que se suma a la pirámide alimentaria de la salud. Entre los atributos más relevantes del brocoli están la eliminación de toxinas, la reducción de los altos niveles de colesterol en el organismo, la protección del sistema inmunológico y sus capacidades para prevenir el cáncer, entre otros. Esta hortaliza es rica en antioxidantes y fibra, ambos nutrieres esenciales para una buena salud cardiovascular. Además, posee glucorafanina, una sustancia que contribuye con la eliminación de toxinas, la reducción sustancial de colesterol malo y prevención el cáncer.

Este batido verde con brócoli y pepino se complementa a le perfección con la zanahoria y el limón por sobrados beneficios que ya comentamos antes. Sin duda alguna, una excelente alternativa entre los remedios caseros para bajar el colesterol rápido.

Ingredientes:

  • 100 gramos de brócoli
  • 1 zanahoria
  • 1 pepino
  • 1 limón
  • 500 mililitros de sgua

Preparación:

  1. Es muy importante que le prestes especial atención a la limpieza del brocoli, pues este vegetal recoge mucha suciedad e insectos entre sus pequeños ramilletes.
  2. Luego, lava el resto de hortalizas.
  3. Trocea todos los vegetales y tritúralos en la licuadora con el agua.
  4. Por último, añade el zumo el limón y sigue licuando. Es aconsejable colar los grumos, sin embargo, recuerda que gran parte de la fibra se encuentra allí. ¿Una solución? Puedes conservar algo de grumos y colar el resto.

Si te gusta ver el paso a paso, te invitamos a revisar la receta de batido verde de brócoli y pepino.

Consejo: El brócoli no se recomienda para personas que tienen enfermedad de la tiroides. Ante la duda, consulta a tu médico.

Avena para bajar el colesterol

Este cereal es famosos por su alto contenido en fibra, proteínas y otros nutrientes esenciales para la vida. La avena se destaca por producir saciedad, mejorar el tránsito intestinal, favorecer la pérdida de peso, aportar mucha energía, contribuir con la disminución de los niveles de colesterol y triglicéridos en el organismo.

El consumo diario de avena no solo nos proporciona mucha energía, acompañada de importantes nutrientes, sino que también aporta muchas fibras solubles. Aunque las fibras solubles están presentes en otros alimentos (manzana, frijoles, ciruela y otros), en la avena se encuentran en mayor concentración. Pero, ¿cuáles son los efectos de la avena sobre el colesterol? La fibra soluble (betaglucano) contenida en este cereal inhibe la tasa de absorción de las grasas en el intestino, en consecuencia, no pasan a la sangre ni se almacenan en el organismo. Además, las avenantramidas, un importante antioxidante, capturan y eliminan el colesterol malo. Recuerda que si realizas una dieta para bajar el colesterol y los triglicéridos, no consumas productos procesados, incluso si contienen avena (por ejemplo galletas), pues estos alimentos tienen azúcares y grasas trans, ambos contraindicados en estos casos.

A continuación, vamos a ver jugos y licuados con avena para el colesterol.

11. Jugo de manzana con avena para bajar el colesterol

Aunque lo ideal es tomar agua de avena para bajar el colesterol, preparar un licuado con este cereal acompañado de fruta está más que recomendado. Así, este jugo de Manzana y avena es un dueto regulador del colesterol perfecto.

Ingredientes:

  • 1 litro de Leche desnatada (sirve leche de almendras de avena) o agua
  • 2 manzanas
  • 6 cucharadas soperas de avena
  • 2 cucharadas soperas de miel

Preparación:

  1. Lava y rebana la manzana con la piel, pues está llena de fibra, pero antes desecha las semillas y el tallo, reserva.
  2. Agrega todos los ingredientes, incluyendo el reservado, dentro del vaso de la licuadora. Procesa hasta lograr una consistencia homogénea.

¡Fotos de los pasos! Consulta la receta de licuado de manzana con avena.

Consejo: Si quieres aprovechar los beneficios de la avena al máximo, agrégale una cucharada de lino.

12. Licuado de fresa con plátano y avena

Al licuado de manzana con avena, súmale un plátano. ¿Un plátano para reducir el colesterol malo? Pues sí, y ya verás el porqué.

Existe una duda muy extendida acerca de que si el plátano debe incluirse o no en una dieta para reducir el colesterol o los triglicéridos. Esto se debe a que un plátano contiene algo menos de 0,48 gramos de grasas por cada 100 gramos de fruta, y aporta casi 23 gramos de carbohidratos por cada 100 gramos de este alimento. Entonces, por su contenido en grasas (aunque muy bajo) y por su aporte en macronutrientes, se podría relacionar con la subida del colesterol y los triglicéridos pero…, no es cierto. 2,4 gramos de cada 100 gramos de plátano corresponden a fibra, un elemento esencial para controlar las grasas y eliminarlas del organismo. Es decir, consumir plátano no sube el colesterol malo o los triglicéridos, al contrario, esta fruta representa una excelente alternativa para equilibrar estos desajustes corporales. Pero entonces…, ¿cuáles son los aportes del plátano en la dieta para nivelar el colesterol y los triglicéridos?

  • Posee un reducido contenido en grasas.
  • Contiene abundante fibra. Sí, esta fruta tiene poca grasa y mucha fibra. Este componente resulta elemental para capturar y eliminar las grasas causantes de la subida del colesterol. Adicionalmente, también favorece la reducción de los triglicéridos.
  • Aporta gran cantidad de antioxidantes. El plátano es rico en minerales y vitaminas (selenio, vitamina C, vitaminas complejo B y zinc), importantes sustancias nutritivas encargadas de mejorar la actividad celular para, así, evitar la oxidación de la grasas (formación de placa en los tejidos) y reducir la síntesis de colesterol en el hígado.
  • Favorece al sistema cardiovascular, ya que mejora la circulación de la sangre.
  • Previene accidentes cardiovasculares debido a que frena la creación de coágulos que puedan obstruir alguna arteria.

Ingredientes:

  • 8 fresas
  • 1 plátano
  • 1 cucharadita de miel de azahar (también sirve cualquier edulcorante)
  • 2 cucharadas soperas de avena
  • 200 mililitros de agua

Preparación:

  1. Antes de comenzar de lleno con esta receta, conviene remojar las hojuelas de avena durante 10 minutos en agua tibia, así las licuarás más fácilmente.
  2. Pela y rebana el plátano, luego retira el tallo de las fresas y trocéalas.
  3. Coloca ambos ingredientes dentro de la licuadora. Añade el agua, la miel y la avena.
  4. Licua todo hasta conseguir una consistencia homogénea. Sirve al momento.

Para conocer todos los detalles, revisa la receta de licuado de fresa y avena.

13. Batido de plátano y avena para el colesterol

¡Simplemente batido de avena y plátano! Sin duda alguna, otra de las combinaciones más populares en bebidas para equilibrar nuestro organismo y mantener el colesterol controlado.

Ingredientes:

  • 2 tazas de copos de avena
  • 2 plátanos
  • 2 vasos de leche desnatada o agua (también sirve de avena o almendras).
  • 4 tazas de agua templada

Preparación:

  1. ¿Lo primero por realizar? ¡Remojar la avena! Coloca las hojuelas de avena dentro de un bol grande con suficiente agua (que cubra las hojuelas) y déjalas durante un mínimo dos horas o desde la noche anterior.
  2. Una vez cumplido el tiempo, escurre muy bien las hojuelas hidratadas y colócalas dentro de la licuadora junto con el plátano pelado y troceado.
  3. Incorpora el resto de los ingredientes y mezcla muy bien hasta que se integren todos por completo.

Revisa la receta de batido de avena y plátano para conocer todos los detalles.

Jugos para bajar el colesterol en el embarazo

Las mujeres que transitan por la dulce espera experimentan muchos cambios físicos y emocionales, que se deben controlar con el médico. Durante el segundo trimestre de embarazo, el aumento de sangre en el cuerpo y los cambios hormonales produce tantos cambios corporales que incluso pueden causar ciertos desórdenes orgánicos, como el aumento del colesterol. En esta etapa, las mujeres pueden experimentar un aumento en torno a los 250 mg/dl, sin embargo, aunque parezca extraño, esto resulta normal. Sí, el aumento del colesterol durante el embarazo está relacionado con el correcto desarrollo del bebe. No obstante, cualquier cambio en tu cuerpo debes comentárselo a tu médico.

Los mejores alimentos para reducir el colesterol en mujeres embarazadas son: aceite de pescado, achicoria, ajo (con ciertas precauciones), alfalfa, aloe, apio, manzana, arroz, aguacate, avellanas, avena, berenjenas, chirimoya, miel de abeja, canela, papaya, entre otros. Si de batidos se trata, pruebas los licuados de avena (avena y plátano, licuado de fresa con plátano y avena, licuado de manzana con avena, etc.), batido de chirimoya y naranja, jugo de manzana, entre otros.

14. Batido de chirimoya y naranja

Este batido sanador no solo regulará tu colesterol, sino que también te aportará muchísimos nutrientes a ti y a tu bebe. A continuación, puedes indagar sobre los beneficios de la exótica chirimoya y la popular naranja.

La chirimoya es un fruto que proviene del Perú, su sabor es dulce y su consistencia bastante jugosa. Su apariencia es acorazonada, su tamaño semejante al pomelo, la cáscara es muy delgada, su interior es blanco, su exterior es verde oscuro y su sabor dulce (lo comparan con la piña, el mango y la fresa). Esta fruta exótica posee increíbles propiedades nutritivas y medicinales, como por ejemplo reducir el colesterol LDL y prevenir enfermedades cardiovasculares (muchas causadas por los niveles altos de colesterol y de los triglicéridos). A continuación, dejamos algunas de las ventajas proporcionadas por la chirimoya para controlar el colesterol y los triglicéridos:

  • Alto contenido en fibra. Ya sabemos que la fibra es una importante aliada cuando necesitamos poner a raya al colesterol. La chirimoya posee 1.9 miligramos por cada 100 gramos de fruto, gracias a este aporte, se reduce la absorción y concentración de colesterol en la sangre.
  • Rica en antioxidantes. Contiene abundante vitamina C, 18 miligramos por cada 100 gramos de fruta, gracias a esto, disminuye la posibilidad de acumulación de grasa en las arterias.
  • Contiene abundante potasio. Este mineral compone 264 miligramos por cada 100 gramos de fruta, lo cual evita el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares como la hipertensión arterial.

Por su parte, la naranja contiene pocas calorías, abundante vitamina C, fibra y potasio, es decir, 3 elementos claves para reducir los niveles de colesterol malo. Si ingieres jugo de naranja a diario (sin colar porque pierde la fibra), reduces el colesterol LDL y, a su vez, se reducen los valores de apolipoproteína B y del cociente LDL/HDL en personas con el colesterol normal y con hipercolesterolemia moderada. Dicho todo esto, preparemos nuestro batido de chirimoya y naranja, una bebida exótica y saludable.

Ingredientes:

  • 2 chirimoyas
  • 2 naranjas

Preparación:

  1. Inicia la receta cortando la chirimoya por la mitad, extrayendo la pulpa y las semillas con una cuchara para, finalmente, desechar las semillas.
  2. Exprime la naranja, retira las semillas pero preferiblemente no cueles el zumo.
  3. Vierte ambos ingredientes en una licuadora y mezcla hasta conseguir una consistencia pareja.
  4. ¡Disfrútalo en el desayuno o la merienda!

Si quiere esta receta detallada visualmente, entra en el paso a paso del batido de chirimoya y naranja.

Otra receta muy buena para bajar el colesterol en embarazadas, sabrosa y efectiva, es:

  • Licuado de papaya y avena

Jugos para bajar el colesterol en niños

Aunque parezca extraño, los niños y los adolescentes también pueden sufrir colesterol o triglicéridos altos, incluso desde edades muy tempranas. Estos casos cada vez suceden con mayor frecuencia, pues los hábitos inadecuados de los adultos, tanto alimenticios como de vida, suelen reflejarse en los más pequeños de la casa: mala alimentación, sedentarismo, sobrepeso, etc. Sin embargo, también existe un riesgo de padecer colesterol y triglicéridos altos, si los antecedentes familiares reflejan enfermedades como la diabetes o hipercolesterolemia familiar, entre otras.

Si tienes dudas acerca de la salud de los más pequeños, visita al médico, él/ella te indicara los exámenes pertinentes. Mientras, puedes revisar esta referencia acerca de los valores más adecuados de colesterol en individuos de 19 años o por debajo de esta edad:

  • Colesterol total: menos de 170 mg/dL
  • No-HDL: menos de 120 mg/dL
  • LDL: menos de 100 mg/dL
  • HDL: menos de 45 mg/dL

15. Jugo de frutas para bajar el colesterol

¿Fresa y mango para bajar el colesterol? Sí, otra deliciosa bebida tropical que también te brinda increíbles beneficios para la salud y que encantará a los peques de la casa. Un batido dulcemente natural, repleto de abundante vitamina C, fibra e importantes antioxidantes. ¡No tendrás que convencerlos para que se la tomen! Pero, ¿qué aporta cada ingrediente por separado? Las fresas son ricas en antioxidantes y fibra, mientras que el mango también contiene poderosos antioxidantes (vitamina A y C) y muchísima fibra. Ahora bien, multiplica los beneficios de ambos y obtendrás un delicioso antídoto contra el colesterol malo. Es interesante mencionar que estudios especializados expuestos en un congreso médico en Melbourne Australia, indican que algunos componentes del mango actúan como ciertas medicinas para combatir la diabetes y reducir el colesterol. ¡Sobran las palabras!

Ingredientes:

  • 500 gramos de fresas
  • 1 mango cortado en cuadros
  • 2 cucharaditas de edulcorante (opcional)
  • 500 mililitros de leche desnatada o agua (también sirve leche de soja, avena o almendras)

Preparación:

  1. ¡Comencemos por las frutas! Lava las fresas (utiliza un colador) y los mangos, por separado.
  2. Pela el mango, desecha la concha, saca la pulpa, elimina la semilla, trocéalo y reserva.
  3. Retira el tallo de las fresas, pícalas en rebanadas y reserva.
  4. Coloca las frutas reservadas en la licuadora y agrega la leche lentamente mientras trituras la mezcla, hasta conseguir la textura deseada.
  5. También, puedes añadir edulcorante o cualquier miel de origen vegetal durante el proceso de licuado pero solo si te apetece, pues esta bebida es dulce por sí misma.

¿Quieres la documentación gráfica de están receta? Revísala aquí batido de fresa y mango.

16. Jugo de remolacha y fresas para bajar el colesterol y los triglicéridos

Este batido es ideal para los más pequeños, ya que posee un sabor delicioso y contiene todo lo necesario para equilibrar el colesterol. ¡Así que sanarán sonriendo! Seguro que no te conformas con saber que esta bebida es muy saludable, ya que deseas conocer todos los pormenores, porque cuando se trata de los más pequeños, importan los detalles.

A la mayoría de los niños les gustan las fresas porque poseen un sabor dulce-ácido muy característico y las pueden degustar de muchas maneras, pero sobre todo en postres. Por ello, incluirlas en un batido curativo resulta perfecto, porque potencia el sabor del batido y enmascara el sabor de la remolacha. Pero, ¿cómo ayudan las fresas en la reducción del colesterol malo?

  • Aportan importantes antioxidantes (como la vitamina C, A, E, entre otras)), los cuales impiden la transformación de las lipoproteínas de alta densidad en colesterol LDL, evitando así su acumulación en las arterias. Esto sucede debido a que los antioxidantes aceleran el metabolismo celular y lipídico. Para disminuir considerablemente los radicales libres, basta con consumir 160 mg de vitamina C diariamente.
  • Los antioxidantes también reducen la oxidación de las grasas en el organismo. Esto frena la formación de placas de colesterol malo en las arterias, pues la grasa se endurece. Según estudios especializados, si consumes 500 gramos de fresas al mes, reduces considerablemente el exceso de colesterol en tu organismo, evitando así la formación placas de grasa en las arterias.
  • Contienen abundante fibra que reduce la absorción del colesterol y triglicéridos que consumimos en la dieta diaria. Además, impide la concentración de lipoproteína de baja densidad, estimula el movimiento del tubo digestivo para le eliminación de desechos (peristaltismo intestinal).

Ingredientes:

  • 15 fresas
  • 1 remolacha cocida
  • ½ cucharadita de jengibre fresco
  • 500 mililitros de agua

Preparación:

  1. Lava las fresas, remolacha y jengibre.
  2. Pela la remolacha y el jengibre (utiliza un pedazo pequeño).
  3. Corta la remolacha en trozos y el jengibre pícalo finamente, reserva ambos.
  4. Retira el tallo de la fresa y pícala en trozos, también reserva.
  5. Junta todos los ingredientes, incluyendo el agua, dentro de la licuadora y tritura todo hasta lograr la consistencia adecuada.

Consulta el paso a paso: "Receta de batido de remolacha y fresa".

Consejo: Si tienes lo triglicéridos altos es importante reducir tanto la ingesta de grasas como de azúcar.

Otras recetas de jugos y batidos para bajar el colesterol y los triglicéridos

Si tras repasar los distintos jugos para el colesterol malo te has quedado con ganas de más, no te pierdas estas otras ideas, también recomendadas para equilibrar los niveles de colesterol y triglicéridos:

  • Jugo diurético de pomelo
  • Jugo de nopal para bajar el colesterol
  • Bebida quema grasa con pepino
  • Batido de fresa, pomelo y naranja

Cómo tomar jugos para bajar el colesterol

Lo ideal es tomar un jugo nada más levantarse, en ayunas, a modo de desayuno. Pasada media hora, es recomendable tomar un desayuno adecuado con alimentos sólidos, puesto que el cuerpo necesita ingerir este tipo de productos para trabajar adecuadamente durante el resto de día.

Por otro lado, también es posible tomar un jugo durante la merienda o media hora antes de las comidas principales. Eso sí, no recomendamos tomar más tres jugos diarios, puesto que siempre es más aconsejable ingerir las piezas de fruta enteras o los vegetales. Abusar del consumo de jugos, aunque sean naturales, puede favorecer la ganancia de peso si, además, no se realiza ejercicio. En este sentido, es importante resaltar que los jugos no ayudarán a reducir los niveles si no se sigue una buena dieta. Para ello, lo mejor es visitar al médico para que te prepare un menú para bajar el colesterol adaptado a tus necesidades. Así mismo, es fundamental realizar ejercicio y tener hábitos de vida saludables.

Si te ha gustado el artículo 20 jugos naturales para bajar el colesterol, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Nutrición y salud.