Receta de Albóndigas en salsa de tomate

Receta de Albóndigas en salsa de tomate

Esta vez preparamos un clásico como las albóndigas en salsa de tomate. Un plato de siempre pero que cada uno le da su toque. Las más conocidas son las de tomate o con una salsita de cebolla y vino. En esta ocasión os traigo para RecetasGratis las que llevan un poco de tomate, que quedan un poco más suaves y muy buenas.

Un plato de albóndigas en salsa de tomate y cebolla que podemos preparar con antelación, porque aún estarán más buenas e incluso podéis hacer más cantidad y congelar, así ahorraremos en faena. Si quieres todos los detalles de esta preparación, no te detengas, continúa leyendo y descubre cómo hacer albóndigas en salsa de tomate.

4 comensales 2h 30m Plato principal Dificultad baja
Características adicionales: Coste medio, Frito
Ingredientes:
  • Para la salsa de tomate:
Pasos a seguir para hacer esta receta:
1

Empezaremos a elaborar estas albóndigas en salsa de tomate frito por la carne. En un bol pondremos la carne picada con los 2 ajos picados, el huevo, un poquito de perejil, sal y pimienta. Lo mezclamos todo y lo dejamos un par de horas en la nevera o de un día para otro, para que coja bien el sabor de todos los ingredientes.

2

Para hacer las albóndigas caseras ponemos una sartén con abundante aceite a calentar para freírlas después. Por otro lado, pondremos un plato con la harina y empezaremos haciendo bolas con la carne y pasándolas por la harina.

3

Cuando el aceite esté caliente empezaremos a freír las albóndigas. Se han de dorar por fuera pero no hace falta que se hagan por dentro. Sacamos y vamos reservando.

Otro día puedes probar a preparar esta receta de albóndigas de carne picada caseras para comer algo diferente.

4

Preparamos la salsa de tomate para las albóndigas. Primero, rallamos el tomate.

5

A continuación, picamos el ajo y la cebolla.

6

Ponemos una cazuela con un poco de aceite, empezamos pochando un poco la cebolla y el ajo.

7

Cuando veamos que empieza a estar transparente la cebolla le pondremos el tomate y 2 cucharadas de tomate frito. Lo dejamos cocinar unos minutos.

8

Y entonces echaremos el vino blanco. Lo dejamos reducir y añadimos un vaso de agua.

9

En este momento trituramos la salsa de tomate para albóndigas, aunque también la podéis dejar sin triturar.

10

Ponemos las albóndigas en la salsa de tomate triturado y las dejamos cocinar unos 20 minutos.

Truco: Si vemos poca agua pondremos un poco más.

11

Probamos de sal para ver si las albóndigas en salsa de tomate están en su punto, si no rectificamos de sabor y ¡listas para comer!

No olvidéis pasaros por mi blog Cocinando con Montse para ver muchas ideas más e inspiraros con recetas fáciles pero sabrosas.

Si te ha gustado la receta de Albóndigas en salsa de tomate, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Recetas de Albóndigas.

Albóndigas en salsa de tomate, ¡una receta para todos!

Las albóndigas con tomate son una receta clásica que todos debemos aprender a hacer alguna vez en la vida. Lo decimos, además, porque casi todas las guarniciones le van bien. Puedes presentar estas albóndigas caseras en un delicioso plato de espaguetis con albóndigas, servirlas al lado de una guarnición de arroz, prepararlas en un guiso con patatas y zanahorias, o acompañarlas con una rica ensaladilla rusa o con un pan de ajo al horno.

Sea como sea que decidas servirlas, estamos seguros de que se convertirán en una de las recetas favoritas de la familia y serán perfectas para los niños.