Receta de Bizcocho de leche condensada

Receta de Bizcocho de leche condensada

El bizcocho de leche condensada que compartimos a continuación queda esponjoso y suave de sabor, y es que, a pesar de estar hecho con este tipo de leche, el resultado no es un bizcocho excesivamente dulce ni empalagoso porque no hemos agregado más azúcar del que ya incorpora la leche condensada. Además, para que puedas conseguir un bizcocho así de esponjoso, ¡detallamos todos nuestros trucos!

Por otro lado, para medir algunos de los ingredientes de la receta, cabe destacar que hemos utilizado la lata de la leche condensada vacía, de manera que cuando indicamos la medida "lata" nos referimos a esta. Dicho esto, sigue leyendo para descubrir en RecetasGratis cómo hacer un bizcocho de leche condensada, los trucos que debes tener en cuenta y algunas ideas para decorarlo.

10 comensales 45m Merienda Dificultad baja
Características adicionales: Coste barato, Recetas al horno
Ingredientes:
Cómo hacer Bizcocho de leche condensada:
1

Bate la leche condensada con los huevos hasta conseguir una mezcla espumosa. Para ello, recomendamos utilizar unas varillas eléctricas. Precalienta el horno a 180 ºC con calor arriba y abajo.

Truco: Para conseguir un bizcocho de leche condensada muy esponjoso, separa las yemas de las claras y bate las claras a punto de nieve.

2

Añade el aceite y la esencia de vainilla y sigue batiendo para integrarlo. Recuerda que para medir la harina y el aceite hemos utilizado la misma lata de la leche condensada vacía.

Truco: También puedes hacer un bizcocho de leche condensada y limón sustituyendo la vainilla por este jugo.

3

Agrega la harina e intégrala haciendo movimientos envolventes suaves con una espátula o varilla manual. Incorpora también los polvos de hornear. Si utilizas harina común, tamízala primero para airearla y romper los grumos. Si usas harina integral, no es necesario tamizarla.

Descubre más trucos para conseguir un bizcocho esponjoso en este artículo: "Cómo hacer un bizcocho esponjoso".

Truco: Si has batido las claras a punto de nieve, agrégalas después de integrar la harina.

4

Vierte la masa en el molde engrasado o forrado con papel de hornear y hornea el bizcocho de leche condensada durante 40 minutos. Comprueba que está bien hecho introduciendo un palillo en el centro y observando si sale limpio.

Truco: Para que suba correctamente, hornea durante los primeros 30 minutos solo con calor abajo. Luego, activa también el calor arriba.

5

Apaga el horno, deja el bizcocho dentro pero con la puerta ligeramente abierta durante 10 minutos, retíralo y desmóldalo con cuidado. Este es uno de los trucos que te ayudarán a evitar que el bizcocho se baje al sacarlo del horno. ¡Y listo! Existen distintas variantes de esta receta de bizcocho de leche condensada, como por ejemplo el bizcocho de leche condensada y yogur, pero esta es la más sencilla y práctica. En caso de querer añadir yogur, retira un huevo de la receta y agrega un yogur natural sin azúcar, ¡así de fácil!

Si te ha gustado la receta de Bizcocho de leche condensada, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Recetas de Bizcochos.

Ideas para decorar un bizcocho de leche condensada y trucos

Como se trata de un bizcocho muy suave de sabor, se puede decorar con prácticamente cualquier tipo de cobertura o relleno. Por ejemplo, puedes optar por hacer un bizcocho de leche condensada y chocolate cubriendo toda la torta con una sencilla ganache de chocolate. Te llevará pocos minutos preparar esta cobertura y te quedará un pastel de 10.

Por otro lado, las coberturas hechas a base de frutas también son una excelente opción. Para decorar este bizcocho te recomendamos escoger entre las siguientes:

  • Frosting de fresa
  • Frosting de queso y limón

Y si te apetece un sabor menos intenso, decora el bizcocho de leche condensada con frosting de queso crema. En cuanto al relleno, tienes la opción de preparar una mermelada casera o rellenar con la misma ganache de chocolate. Para las mermeladas, aquí tienes algunas recetas:

  • Mermelada de melocotón
  • Mermelada de arándanos
  • Mermelada de naranja

Ahora bien, ¿cómo decorar el bizcocho de leche condensada fácilmente? Sigue estos pasos y ten en cuenta los trucos:

  1. Una vez frío, reserva el bizcocho en el frigorífico durante dos horas como mínimo. Este es el truco más importante para decorarlo sin que la cobertura se llene de migas.
  2. Cuando ya esté frío, córtalo por la mitad y rellena cubriendo el interior con la mermelada o crema escogida.
  3. Por último, cierra de nuevo el bizcocho y distribuye la cobertura escogida con ayuda de una espátula.