Receta de Crema fría de marisco

Receta de Crema fría de marisco

Si te gusta el sabor del mar y los mariscos te puede interesar esta receta. Deja de comprar cremas pre-elaboradas y haz de forma casera y sencilla una rica y nutritiva crema fría de mariscos. Sirve esta delicada crema de forma elegante acompañando el plato con unos langostinos salteados y da inicio a una comida inolvidable. Sigue paso a paso esta receta y sorprende a todos en casa.

5 comensales 30m Dificultad baja
Características adicionales: Coste barato
Ingredientes:
Cómo hacer Crema fría de marisco:
1

El primer paso para elaborar esta delicada crema de mariscos es hacer el caldo de pescado o fumet. Si lo deseas puedes comprarlo ya hecho o prepararlo de forma tradicional hirviendo cabezas de pescado con puerro. Si quieres más detalles visita esta receta.

2

Aparte, lava y pela los langostinos, conserva las cabezas y el resto de las cáscaras y reserva la carne. Puedes utilizar gambas o cualquier clase de langostinos.

3

Para la salsa de mariscos, pica finamente la cebolla, la zanahoria y el puerro y saltea en una sartén con un poco de aceite. Luego, añade el tomate previamente troceado y las cáscaras de los mariscos reservadas anteriormente.

4

A continuación, flamea el salteado, para lograrlo, añade el coñac a la sartén y acerca una llama a la cocción; el alcohol prenderá fuego y se consumirá dejando el sabor de licor en la preparación. Luego, añade el arroz junto con el litro de caldo de pescado. Cose a fuego alto hasta que rompa a hervir, luego baja la temperatura y deja cocinar hasta que el arroz este listo.

5

Cuando el arroz hasta hecho, retira del fuego y tritura en la licuadora a máxima velocidad, luego pasa por un colador hasta desechar todos los sólidos, repite el proceso si es necesario. Sazona al gusto añadiendo sal y pimienta y deja reposar a temperatura ambiente. Luego conserva en la nevera.

6

Si deseas, recupera la carne reservada al principio y saltea los langostinos en una sartén con un poco de aceite y sal. Sirve la crema fría acompañada de los langostinos calientes y un poco de pan tostado. Puedes ofrecer esta deliciosa crema fría de mariscos como entrante en una cena o reunión especial. Te recomendamos combinarlo con un salmón al limón y brócoli gratinado.

Si te ha gustado la receta de Crema fría de marisco, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Recetas de Cremas.