Receta de Galletas de avena sanas

Receta de Galletas de avena sanas

Una de las cosas con las que más nos gusta experimentar es con el dulce y con cómo encontrar maneras de hacer postres más sanos y ligeros sin quitarles sabor. Especialmente, en RecetasGratis nos gusta buscar desayunos más sanos que aporten mucha fibra y que den a nuestras mañanas un toque rústico y casero.

En esta ocasión, nos decantamos por probar una receta de galletas de avena sanas que cumplieran estos requisitos. Ya tenéis unas cuantas en mi blog, Mins Cocina, todas estupendas, pero esta sin duda es de nuestras favoritas. Estas galletas de avena saludables y crujientes quedaron perfectas de consistencia y sabor. Además, ¡ aguantan muchísimo! En una lata las podéis mantener varias semanas sin problema si es que no te las acabas de una sola vez. Descubre cómo hacer galletas de avena sanas y disfrútalas.

8 comensales 45m Desayuno Dificultad baja
Características adicionales: Coste barato, Receta sin gluten, Recetas al horno
Ingredientes:
Cómo hacer Galletas de avena sanas:
1

Mezclamos los ingredientes secos en un bol: harina de avena, los copos, el salvado, el azúcar moreno, la levadura y la sal. Al ser todos los ingredientes integrales y naturales, estas son unas galletas de avena fit estupendas. Puedes también hacer galletas de avena sin azúcar o usar otros edulcorantes saludables, así que te recomendamos visitar nuestro artículo Sustitutos del azúcar naturales y saludables para elegir el que más te guste.

2

En un segundo bol mezclamos los ingredientes húmedos: aceite, azúcar y extracto de vainilla. NO agregamos la leche, ya que esta la añadiremos después. Además del aceite de oliva, puedes usar también aceite de coco.

3

Incorporamos poco a poco los ingredientes secos a los húmedos, con cuidado para evitar formar grumos. Vamos mezclando hasta obtener una masa compacta que quedará algo seca.

4

Añadimos entonces la leche y mezclamos bien. Si vemos que la masa de las galletas de avena sigue seca (necesitamos que quede húmeda, algo pegajosa en las manos), agregamos 1 o 2 cucharadas más de leche hasta obtener la consistencia adecuada.

5

Hacemos una bola con la masa y la envolvemos en papel film. La dejamos reposar en la nevera durante, al menos, media hora. Este paso no es imprescindible pero sí recomendable para que las galletas de avena sanas que estamos preparando queden con una textura más crujiente.

6

Pasado el tiempo de reposo, estiramos la masa con un rodillo y cortamos las galletas con la forma y tamaño deseados.

7

Colocamos las galletas en una bandeja de horno forrada con papel vegetal y la metemos al horno ya caliente a 180 ºC, con calor arriba y abajo. Horneamos entre 12 y 15 minutos. No conviene pasarse de tiempo para que no queden duras las galletas al enfriarse (yo las dejé 12 o 13 minutos). Si os quedan duras, en este artículo encontraréis las causas y soluciones: "¿Por qué me quedan duras las galletas?".

8

Pasado el tiempo sacamos las galletas del horno y las dejamos enfriar sobre una rejilla. ¡Ya veréis qué ricas quedan! Y lo mejor de todo, es que se trata de una receta de galletas de avena sanas y crujientes. Al hacerlas con azúcar moreno, un tipo de azúcar sin refinar mucho más natural que el blanco, las galletas son más saludables.

9

En nuestro canal de YouTube podrás encontrar una deliciosa receta de galletas de avena ligeras en vídeo. ¡Míralo y sigue los pasos al pie de la letra!

Si te ha gustado la receta de Galletas de avena sanas, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Recetas de Galletas.

Galletas de avena saludables - Otras ideas

Ahora que sabéis cómo hacer galletas de avena sanas, podéis intentar preparar otros tipos de galletas de avena, igualmente saludables, e innovar con vuestros postres. Para ello, aconsejamos revisar estas otras recetas:

  • Galletas de avena y chocolate
  • Galletas de avena con plátano
  • Galletas de avena y miel

Consejos para unas galletas de avena más sanas

Estas galletas de avena ya son saludables, sin embargo, podemos recurrir a ciertos cambios que harán de ella una preparación todavía más ligera y baja en calorías:

  • La leche debe ser desnatada para que podamos decir que las galletas son saludables. Otra opción es utilizar leche de avena sin azúcar, leche de arroz sin azúcar o leche de soja sin azúcar.
  • Como hemos dicho, si retiramos el azúcar las galletas serán aun más ligeras.
  • Si queremos hacer unas galletas de avena sin harina, podemos usar solo los copos de avena integral.