Receta de Tarta mousse de limón fácil

Receta de Tarta mousse de limón fácil

Esta es una tarta refrescante y de textura mousse muy ligera. Le he hecho una base de galletas que podéis elegir a vuestra elección, pudiendo utilizar unas galletas sin gluten para que también la puedan consumir los celíacos.

Lleva en su interior limón natural que podéis intensificar más o menos según vuestros gusto, y añadir más o menos zumo de limón. Yo he utilizado dos limones pequeños y creo que está en su punto justo, ya me contaréis si decidís hacerla qué os parece. En RecetasGratis, os contamos cómo hacer tarta mousse de limón con fotos del paso a paso. Veréis que se trata de una receta muy fácil y rápida que incluso podéis preparar con ayuda de los más pequeños. Además, ¡se trata de una tarta sin horno! Vamos con su procedimiento.

10 comensales 1h 30m Postre Dificultad media
Características adicionales: Coste barato, En frío
Ingredientes:
  • Para la base:
  • Para la mousse:
  • Para la gelatina:
Pasos a seguir para hacer esta receta:
1

En primer lugar, vamos a hacer la base de la tarta mousse de limón. Para ello, trituramos las galletas con un robot de cocina o, en su lugar, las metemos troceadas en una bolsa de plástico y las machacamos con ayuda de un rodillo. Podemos usar galletas maría o cualquier otro tipo, incluso podemos preparar nuestras propias galletas de mantequilla.

2

Troceamos la mantequilla, la fundimos en el microondas y la mezclamos con el polvo de galleta hasta conseguir una pasta. Engrasamos un molde redondo desmontable y ponemos la pasta de galletas y mantequilla en el fondo, aplastando bien con una cuchara o con la mano. Lo reservamos en la nevera.

3

Ahora, vamos con el relleno de mousse de limón. Para empezar, ponemos las hojas de gelatina a hidratar en agua. Si queremos hacer la tarta mousse de limón sin gelatina, podemos usar agar-agar.

4

En un bol ponemos las claras a temperatura ambiente con una pizca de sal y las montamos a punto de nieve con unas varillas eléctricas. A medio montar, añadimos la mitad aproximadamente del azúcar y seguimos batiendo hasta el punto de nieve fuerte. Las reservamos.

5

Ahora, vamos a montar la nata o crema de leche, también con unas varillas eléctricas. A medio montar, agregamos el resto del azúcar y seguimos batiendo. Reservamos.

6

Rallamos los dos limones y reservamos su ralladura. Partimos los limones por la mitad y los exprimimos reservando su zumo.

7

Calentamos el zumo de limón en el microondas hasta su ebullición. Escurrimos una a una las hojas de gelatina y la vamos añadiendo al zumo de limón mientras batimos entre cada adición.

8

Sacamos la nata y las claras montadas de la nevera y las mezclamos con una espátula suavemente sin que se bajen. Este paso es muy importante para que la tarta mousse de limón adquiera esa textura tan espumosa.

9

Ahora, incorporamos la ralladura de limón y el zumo ya tibio con la gelatina disuelta. Lo mezclamos con movimientos envolventes para que la mousse no se baje.

10

Sacamos el molde que teníamos reservado en la nevera con la base de galletas, vertemos la mousse de limón con la ayuda de la espátula y nivelamos. Cubrimos con papel film transparente y guardamos la tarta en el congelador al menos una hora.

11

Por último, vamos con la capa de gelatina para decorar la tarta mousse de limón. Así, ponemos en un cazo el agua y, cuando hierva, lo retiramos, añadimos el preparado en polvo para gelatinas sabor limón y lo removemos hasta que esté disuelto del todo.

12

Cuando la gelatina haya tomado cuerpo, sacamos la tarta de la nevera y la vertemos encima con cuidado. La reservamos en la nevera al menos cuatro horas, o mejor de un día para otro.

13

Recomendamos consumir la tarta en los primeros cuatro días y reservarla siempre en la nevera. Como veis, esta receta de tarta mousse de limón es fácil y está deliciosa, es perfecta para sorprender cuando tenemos invitados o para darnos un capricho cualquier fin de semana.

Os invito a que también visitéis mi blog Cakes para ti.

Si te ha gustado la receta de Tarta mousse de limón fácil, te sugerimos que entres en nuestra categoría de Recetas de Tartas.

Trucos para hacer una tarta mousse de limón perfecta

Como ya hemos adelantado, para conseguir una textura mousse perfecta hay dos factores fundamentales a los que debemos prestar especial atención: el proceso de montar las claras y la nata y el posterior enfriado de la mousse. Así, aunque montemos muy bien tanto las claras de huevo como la crema de leche, si no permitimos que se enfríen en el frigorífico, perderán su volumen. Por ello, este es el truco más importante que podemos realizar para conseguir la mejor tarta mousse de limón.

Para montar las claras de huevo a punto de nieve podemos hacer uso de estos trucos:

  • Deben estar a temperatura ambiente para que se batan bien y esponjen lo suficiente.
  • Si no tenemos varillas eléctricas, podemos usar una batidora eléctrica de mano. Si tampoco disponemos de este utensilio, tendremos que utilizar unas varillas manuales y batir con mucha energía.
  • El azúcar es mejor agregarlo cuando estén medio montadas o casi montadas del todo para un mejor resultado.

Para montar la nata o crema de leche, algunos de los trucos cambian:

  • En este caso, la nata debe estar bien fría para que se monte bien. Por ello, es preciso tenerla en la nevera antes de batirla.
  • Como con las claras, es preferible usar varillas eléctricas pero, si no tenemos, la batidora eléctrica de mano es una buena opción.

Otro ingrediente que aporta esponjosidad y favorece la textura de mousse es el queso crema, permitiéndonos, además, obtener una tarta mousse de limón y queso deliciosa. Para integrar este ingrediente en la receta, recomendamos mantener las 3 claras de huevo, reducir a 250 gramos de nata o crema de leche y sumar 250 gramos de queso crema. El queso lo batiremos aparte y lo mezclaremos con la nata y las claras montadas haciendo movimientos envolventes.